12 abril 2007

¿Y tú, tienes cochinito?

Casi todos los días me sobran monedas y como no me gusta traerlas en la bolsa del pantalón prefiero dejarlas en el coche o en un bote de plástico que tengo en mi cuarto. Monedas, morralla, cambio, feria, cascajo, como quiera que le llamen, todo lo voy guardando y de vez en cuando uso. Hace un par de días la chava que atiende el comedor me agradeció el que le haya pagado la cantidad exacta de 16.50 por dos tacos y un jugo de naranja de sello rojo. Le dije que tenía más monedas y me dijo que si tenía más que me las cambiaba. Entonces me traje mi bote lleno de monedas y me puse a contarlas y agruparla. César me ayudó y consiguió cinta para pegarlas en bloques de 10 pesos. En total fueron 493.30 pesos, aunque hubieran sido más de 500 pesos si hubiera traído las monedas que aún tengo en el coche. De lo que más había eran monedas de un peso, dos pesos y cincuenta centavos. Sólo cambié 400 pesos y el resto lo regresé al bote de monedas, y me dijo el dueño del negocio de comida que cuando tuviera más que se las llevara para cambiarlas de nuevo, lo cual hacen de buena gana pues les conviene tener cambio. Dice que incluso una vez alguien le llegó a cambiar dos mil pesos en puras monedas. No cabe duda que de vez en cuando hay que romper el cochinito, aunque en mi caso es un simple bote de gel vacío.

3 comentarios:

BlackTigerX dijo...

ba, pues como no, alcanza para muchos tacos y jugos de naranja =o)

salu2

David dijo...

yo hago lo mismo, toda la morraya a la alcancia, al mes si sale para ir a cenar, pagar un recibo o minimo comprar un cd.

marispy dijo...

yo uso una botella de tequila vacía :)
hay que reciclar, no??