10 febrero 2005

Parezco náufrago

No me he rasurado la barba desde hace como 2 semanas y la verdad es que parezco náufrago o vagabundo, pero de este fin de semana no pasa que me rasure. Lo que pasa es que cuando hace frío no me gusta rasurarme, me da flojera, y para mí es pretexto suficiente para no rasurarme.

Hoy fui por las nuevas placas del coche, las pagué por Internet el último día de Enero, aprovechando el 10% de descuento, y supuestamente llegarían a la casa donde vivía antes en Guadalupe, pero como ahí ya no vive nadie (creo), y ahora vivo de nuevo en Monterrey pero no actualizé mi dirección, las regresaron pues nadie las recibió y las recogí directamente en Tesorería del Estado ahí en Washington.

Ayer Miércoles por fin me levanté temprano, pero no para ir al gym ni al trabajo, sino para ir a una clase donde trabajan exclusivamente el abdómen. La clase de "ABS" son los Lunes, Miércoles y Viernes de 7-8 am en la sala de aeróbics, junto al gimnasio. Está padre la clase, se trabaja en parejas y empiezas el día con más ánimos. Tengo la intención de alternar con ir a trotar al estadio y luego alternar con los aparatos en el gym, pero poco a poco que no tengo prisa.

Anoche fui al cine, me dijo Emilio que iba a ir con su novia y que irían a ver la de Espanglish. La película me gustó, al final se me salió una lágrima que sequé rápida y discretamente antes de que encendieran las luces a todo lo que da. También fueron otros amigos de Emilio, todos buena onda. Me pasó algo que ya me ha pasado en otras ocasiones. Saludé a uno de sus amigos y me habló por mi nombre y me preguntó que si no me acordaba de él, de entrada, la verdad no me acordaba nada, ni de su nombre ni de dónde nos conocíamos, pero de pronto, como en un rápido flashback me cayó el 20, sólo lo había visto una vez cuando fui a visitar a Emilio, él estaba ahí porque tenían que hacer una tarea o algo así. Esa falta de memoria me dejó pensando que a veces no soy muy observador cuando me presentan a alguien.

Las pastillas para la "memoria" (ginko biloba) me las sigo tomando y no he notado una gran diferencia. Por ejemplo, antier cuando salí del trabajo me dirigí al estacionamiento para subirme al coche y cuando llegué al lugar donde siempre lo dejo, zaz! no estaba el coche. Más bien, no me acordaba que lo había dejado en otro lado. Pero bueno, los demás días sí me he acordado bien de dónde lo dejo, pero casi siempre es en el mismo lugar.

El Martes aproveché la hora de la comida para
hacer varios pagos. Primero pagué la renta de la casa en el Banorte que está en 2 de Abril y Garza Sada, luego pasé a Plaza La Silla para pagar el agua, de ahí pagué el gas en donde hice una larga fila, y de ahí pagué el teléfono para que lo reactivaran. Ese día estuvo bastante pesado, se cayó un servidor y le dediqué bastante tiempo entre recuperar el servicio, levantar el caso con Sun, darle seguimiento, monitorearlo y hacer el reporte del incidente tanto para la parte del sistema operativo como de la aplicación del Directorio que ahí corre. Ese día comí a las 2:30 pm y comí con un cuate que conocí hace como 2 años o más (muy buena onda) y con el que no había platicado desde hace un buen, él fue el que me dijo de la clase de ABS en las mañanas y eso me animó más a levantarme temprano e ir. Ese día me volví a ganar un gansito gratis, revisen las envolturas pues parece que hay muchos con premio.

Tengo que ponerme a buscar casa/depa/cuarto dónde vivir porque el contrato ya se vence este mes pero no he tenido mucho tiempo y en sí no me dado el tiempo para eso, pero ya tiene que ser cuanto antes para que no nos agarren las carreras.

Ya es casi mi hora de salida. Mañana será un día algo ocupado, haré la talacha de instalar un servidor con SuSE Linux y luego el eDirectory y todo lo necesario para que el Lunes la gente de UV pueda comenzar a hacer sus pruebas de autenticación.