05 enero 2007

Doris en Monterrey

Doris, mi hermana menor, vino a Monterrey para pasar tanto la Navidad como el Año Nuevo conmigo. Estuvo 11 días y nos la pasamos muy bien. Fuimos a muchos lugares y entre plazas, lugares típicos, eventos y demás, siempre tuvimos algo que hacer. Tanto el 24 como el 31 fueron bastante tranquilos, no hicimos nada en especial, vaya, tan sólo nuestra cena de fin de año fueron unos tacos de los Tacos Karo cerca del Tec, pues no planeamos nada y no somos de grandes cenas o eventos, pero para nosotros es igual, la cosa es que estuvimos juntos. Lo único malo de todo esto, fue el frío. Si yo a pesar de tener ya 6 años viviendo en Monterrey sigo sufriendo por el frío y los cambios locos de temperatura de Monterrey, mi hermana debió sufrir mucho más pues no está acostumbrada para nada a este clima. Claro que eso sólo era cuando teníamos que ir a un lugar pues en mi cuarto y en el coche ponía la calefacción y ya con eso la librábamos. Cada vez que llega invierno yo tengo un pensamiento similar a "el próximo año me voy a vivir a otra ciudad donde no haga frío", pero nada más pasan los fríos y se me olvida. Así que mientras tanto, seguiré aquí renegando de lo mismo hasta que pase el frío o me cambie de ciudad con un mejor clima, lo primero que suceda.